www.laizquierdadiario.cl / Ver online
La Izquierda Diario
24 de febrero de 2021 Twitter Faceboock

¡PARO NACIONAL YA!
Provocación del gobierno: "400 personas no van a amenazar nuestra democracia"
Javier Ilabaca

Esta mañana, Juan Galli (subsecretario del Interior) criticó las jornadas de protesta que se realizaron el día de ayer y saludó a Carabineros por la brutal represión desplegada frente a las manifestaciones.

Link: https://www.laizquierdadiario.cl/Provocacion-del-gobierno-400-personas-no-van-a-amenazar-nuestra-democracia

En el marco de las manifestaciones convocadas por la decisión del gobierno de enviar al pinochetista Tribunal Constitucional el proyecto de segundo retiro de fondos de AFP, el Ministerio del Interior salió a defender al ejecutivo y a condenar las protestas que tenían como consigna el Fuera Piñera.

"Cuatrocientas personas no van a amenazar nuestra democracia", dijo Galli esta mañana, con un tono provocador. "Ahí va a actuar Carabineros para mantener y restablecer el orden público. Nosotros no podemos dar espacio a que nuestro parlamento, nuestro gobierno y nuestras instituciones democráticas sean amenazadas por la violencia", enfatizó, saludando la brutal represión desplegada el día de ayer.

El subsecretario agregó que "nuestros jueces, nuestros parlamentarios y los miembros del Poder Ejecutivo deben poder actuar con total independencia, de acuerdo con el Estado de Derecho y libres de cualquier amenaza".

Te puede interesar: ¡No esperemos el fallo del Tribunal Constitucional para organizarnos, necesitamos un plan de lucha unificado y llamado a Paro nacional ya!

Por su parte, el ministro del Interior, defendió la postura del gobierno indicando que, a su juicio "lo del TC no es contra el 10%, es contra un mecanismo que en algún momento se quiso utilizar de manera muy puntual, se dijo así por una única vez y hoy ya tenemos cerca de once proyectos parlamentarios ingresados por esa modalidad. Lo que era algo transitorio, único, lo que era algo para ayudar a la gente se transformado lamentablemente en un modus operandi".

Frente a la clara posición del gobierno respecto a un proyecto que ha tenido el más amplio apoyo popular, pese a que se trata de paliar la crisis con los ahorros de la clase trabajadora, es urgente desplegar la fuerza de los millones que decidieron poner fin a la Constitución de Pinochet y transformar el repudio a este gobierno criminal en organización y lucha.

Te puede interesar: Mientras la oposición vacila Piñera busca evitar una derrota en el congreso apelando a la Constitución de la dictadura

No es posible esperar al fallo del reaccionario Tribunal Constitucional, cuesta entender que tras un conjunto de leyes de precarización aprobadas que pasaron sin ningún ápice de resistencia de parte de la CUT, como la Ley de "Protección" del Empleo o la Ley de Teletrabajo, la principal organización de trabajadores responda con un tibio “llamado de alerta”.

Su pronunciación respecto al proyecto también ha dejado que desear. Frente a una respuesta a la pandemia que de fondo plantea que los trabajadores deberán pagar la crisis de los ricos con sus propios ahorros, la central tampoco se la ha jugado por un proyecto alternativo como un impuesto a las grandes fortunas, sacando pronunciamientos para la galería, pero sin un plan concreto de movilización para conseguirlos. La estrategia de la CUT consiste en golpear solo cuando seamos derrotados. Un plan que carece de toda lógica.

La CUT, los grandes sindicatos, los organismos estudiantiles como la Confech, deben dejar su estado de pasividad y convocar ya a un paro nacional con plan de lucha unificado para imponer a este gobierno de criminales la voluntad del pueblo trabajador, exigir que la crisis la paguen los grandes empresarios e imponer el fin de las AFP.

Te puede interesar: Dirigentes del PTR se pronuncian respecto a la negativa del Gobierno al segundo retiro del 10% y exigen un paro nacional ya

 
Izquierda Diario
Síguenos en las redes
/ Laizquierdadiariochile
@lid_chile
www.laizquierdadiario.cl / Para suscribirte por correo, hace click acá