Política Chile

JUVENTUD

Plan de retorno a clases: Gobierno compara el plebiscito con el retorno al aula

Este martes durante una sesión especial de la cámara de diputados, el ministro de educación Raúl Figueroa insistió con el retorno a clases presenciales, continuando con la total indiferencia hacia lo que hemos planteado estudiantes, trabajadores de la educación y apoderadxs, que decimos en este contexto de crisis, no se pueden reanudar las clases.

Benjamín Pérez Zúñiga

Trabajador informal

Jueves 20 de agosto de 2020

Quien encabeza el MINEDUC, ha estado férreamente impulsando la campaña de retorno a clases desde el inicio de la pandemia, y este martes la comisión de educación de la cámara de diputados aprobó en general este proyecto de retorno. En profundidad esto tiene por objetivo que las y los jóvenes volvamos a los liceos para que nuestras familias vuelvan a trabajar y poder continuar con la producción para generar ganancias a los grandes empresarios, mientras quieren empujar a miles al contagio, como además lo ha demostrado el plan de desconfinamiento que el gobierno ha planteado para la región metropolitana.

Durante una intervención en la cámara de diputados Figueroa señaló: “Si estamos en condiciones de abrir una escuela para que sirva de un local de votación yo me pregunto muy legítimamente: ¿No podemos, si se dan las condiciones sanitarias, abrirla para que los alumnos puedan beneficiarse de ese espacio protector?”
Claramente no, habilitar un liceo un día para la votación por el plebiscito tiene enorme diferencia a un retorno a clases permanente, pues las condiciones sanitarias que se requieren son completamente distintas. Es sumamente importante la redistribución de la economía, para que los fondos que se destinan a educación vayan en función de fortalecer el sistema de salud para combatir la pandemia de covid-19.

Ante estos dichos de Figueroa, los gremios agrupados en la Secretaría de Educación de la CUT, junto a la Confech y la Cones, convocaron a un paro para hoy 20 y mañana 21 de agosto en rechazo a la vuelta a las clases presenciales para aquellas zonas que se encuentran en fase 4 de desconfinamiento. Esta convocatoria a movilización debe ser potenciada por las bases de los distintos organismos, en espacios de autoorganización donde discutamos nuestras principales demandas (como el no retorno a clases presenciales) y un plan de lucha para su conquista, y que no sean las organizaciones dirigidas por el FA y el PC quienes decidan cuándo y cómo nos movilizamos.

Frente a esto es urgente que las y los secundarios, en conjunto a la clase trabajadora, les universitaries y los movimientos políticos y sociales levantemos una gran fuerza que se oponga a este proyecto del gobierno, y organicemos la paralización de los sectores laborales no esenciales, que se les garantice un salario de emergencia acorde a la canasta básica familiar ($500.000). Otra demanda por la que pelear es la derogación de la ley de protección al empleo, que elevó a millones la cantidad de desocupados en Chile.

Nosotres decimos fuerte y claro, que la crisis no la pague el pueblo trabajador, sino los grandes empresarios que se han enriquecido los últimos 30 años gracias a la privatización de nuestros recursos naturales y nuestros servicios básicos, como la salud y la educación.






Temas relacionados

Raúl Figueroa   /   Covid-19   /   MINEDUC   /   Política Chile   /   Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO