Política Chile

NACIONAL

Nuevo feminicidio en San Felipe: La violencia intrafamiliar se recrudece en tiempos de pandemia

Se investiga la muerte de una mujer de 22 años en la comuna de San Felipe. El único sospechoso está detenido, quien era pareja y padre de sus dos hijos. En contexto de pandemia es evidente que se incrementó la violencia contra las mujeres. ¡Necesitamos una Ley de Emergencia contra la violencia machista!

Viernes 2 de abril

La brigada de la PDI trabaja para comprobar el femicidio de una mujer encontrada en su domicilio, en el sector del Algarrobal, en la comuna de San Felipe.

Según los primeros peritajes habría intervención de terceros en la muerte de la joven de 22 años, quien fue identificada como Valeria Ortiz, hallada amarrada de pies y manos, y su rostro cubierto, de acuerdo a los primeros antecedentes entregados.

El único detenido hasta el momento ya ha confesado los hechos. Era su pareja y padre de sus dos hijos, quien fue formalizado el miércoles. Este hecho habría ocurrido el día lunes en la noche. El día miércoles, durante la audiencia, el fiscal Alejandro Bustos solicitó ampliar la detención hasta el día jueves a la espera de la autopsia del servicio médico legal. Dejando la nueva audiencia para el viernes 1 de abril a las 12 del día, mientras el imputado fue trasladado al complejo penitenciario de Valparaíso.

La Seremi de la Mujer y Equidad de Género de Valparaíso, Valentina Stagno, expresó a través de Twitter su “profunda consternación, rabia y dolor por hallazgo de cuerpo sin vida de una joven mujer en San Felipe.”.

Sin embargo, de parte del Gobierno y del Ministerio de la Mujer, no hay una política real que pueda proteger realmente a las mujeres, sobre todo en relación a la prevención de la violencia de género, es decir, antes que sucedan los hechos más horribles, como es el femicidio.

Por ello, desde la agrupación Pan y Rosas consideramos que es urgente levantar una Ley de Emergencia en contra de la Violencia hacia las Mujeres. Para aquellas mujeres que dependan económicamente de su agresor, el Estado les proporcione ingresos de $550 mil hasta que puedan sustentarse por sí solas; además de construir refugios transitorios para ellas y sus hijos; que las mujeres que están siendo víctimas de violencia puedan acceden a licencias pagadas, mientras puedan resolver su situación y también aquellas que estén estudiando, se les garantice completar sus estudios; al igual que entregar oportunidades laborales.

Estamos cansadas de esta violencia en contra de las mujeres y la diversidad sexual cada día va sumando una más a la larga lista, de mujeres asesinadas. ¡El Estado es responsable!






Temas relacionados

violencia contra las mujeres   /   Política Chile   /   Violencia machista   /   Mujeres   /   Femicidios   /   Femicidio   /   Géneros y Sexualidades

Comentarios

DEJAR COMENTARIO