×
×
Red Internacional

TPP 11. Los intereses de las grandes corporaciones siguen protegidas con las Side Letters

Alto revuelo genera la apurada votación del polémico acuerdo económico que este miércoles se discutirá en el Senado, sin embargo los parlamentarios buscan aplazar la votación ganando tiempo para que el gobierno termine de discutir estas “cartas laterales”.

Miércoles 28 de septiembre | 07:22

La derecha metió en un apuro al gobierno al darle discusión para este miércoles al Tratado Integral y Progresista de Asociación Transpacífico (CPTPP, también conocido como TPP11), el cual a sido fuertemente criticado por proteger los intereses de las grandes corporaciones.

La estrategia del gobierno para aprobar el polémico acuerdo pasa por redactar “cartas laterales” para limitar algunos alcances del tratado mediante acuerdos complementarios bilaterales, las cuales fueron presentadas pero aún no hay novedades de las conversaciones, de modo tal que, aún siendo aprobado, éste quedaría a la espera de la firma de dichos acuerdos antes de ratificar el tratado.

Para ganar tiempo, según ha trascendido en la prensa, la estrategia de los parlamentarios oficialistas sería posponer la votación mediante normas reglamentarias del parlamento. Una segunda opción sería que Boric retirara el proyecto, algo que desde ya parece descartado.

Según el presidente de Comunes, Marco Velarde, “las cartas paralelas ayudan a que el país tenga un mejor tratado, y es una estrategia que ha asumido el gobierno frente a una derecha que ha presionado y tiene los votos para aprobarlo a pesar de nuestra oposición”.

Sin embargo, según la Plataforma Chile Mejor sin TLC en una carta al gobierno denuncian que “si Chile lograra cartas laterales para no aplicar el arbitraje de diferencias estado-inversionista (ISDS, por sus siglas en inglés) del TPP11, eso no modifica los TLC que Chile ya tiene con todos los países del TPP, y en los que ya otorgó ISDS a los inversores. (...) Las cartas laterales sobre ISDS ni siquiera pueden asegurar eficacia respecto de lo que buscan pues tendrían que modificar al mismo tiempo los tratados de libre comercio con 10 países”.

Adicionalmente, sostienen que “el texto del TPP-11 está CERRADO y VIGENTE para los 7 países que ya son parte. Ninguna carta o anexo modifica las cláusulas del tratado que benefician a las grandes corporaciones extranjeras y reducen el rango de acción del Estado en sus políticas soberanas. El Artículo 30.1 del CPTPP señala claramente ‘Los Anexos, Apéndices y notas a pie de página de este Acuerdo constituirán una parte integral de este Acuerdo’, y no menciona cartas complementarias o laterales”.

Por otro lado, académicos como José Gabriel Palma, también se han mostrado críticos al proyecto al señalar que “El TPP-11 es un tratado que les asegura a las corporaciones seguir operando en el futuro de la misma forma como lo han hecho hasta ahora, pase lo que pase, cueste lo que cueste. Y en especial: piense lo que piense la mayoría de nuestros conciudadanos. Ya decíamos: de democracia protegida a corporaciones protegidas”.

Ante la eventual aprobación del proyecto el día de ayer diversas organizaciones se manifestaron en las afueras de la Moneda exigiendo al gobierno de Gabriel Boric que retirara del Senado este proyecto que sólo promete mayor saqueo empresarial y dependencia económica respecto de las multinacionales.


Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias