GÉNERO Y SEXUALIDADES

La otra cara del izamiento de banderas de la diversidad sexual en municipios

El 17 de mayo de 1990 la Organización Mundial de la Salud (OMS) quitó de su lista de enfermedades la homosexualidad, erradicando uno de los más brutales estigmas y prejuicios contra las personas de la diversidad sexual.

Viernes 26 de mayo de 2017

Desde el año 2005 en Chile y el mundo esta fecha se conmemora como el día internacional contra la LGTBIfobia. Ante esto, el pasado 17 de mayo del presente año 35 Municipios, embajadas e instituciones públicas de todo el país se sumaron a la “Campaña Arcoiris” impulsada por el Movimiento de la Integración y Liberación Homosexual (Movilh).

Entre los Municipios que se suman a la campaña está la Municipalidad de Providencia con la alcadesa Evelyn Matthei, militante de la Unión Demócrata Independiente (UDI) partido ultra conservador el cual históricamente en alianza con la iglesia ha puesto freno a la conquista de los derechos de la diversidad. Esto sólo refleja la hipocresía de la derecha y los actuales partidos del régimen que pretenden limpiar su imagen siendo parte de estas iniciativas.

Por otro lado, la Municipalidad de Arica también se hace parte de esta campaña, en donde en el acto de “izar la bandera” participa la intendenta Gladys Acuña Rosales (NM) quien hace menos de un mes fue gravemente cuestionada por parte de las y los funcionarios del SENAME. Ante el hecho, fue acusada de no tener voluntad política en resolver el conflicto y hacerse a un lado ante esta importante lucha que levantaron los funcionarios, tomando en cuenta que un reconocido dirigente de la región Humberto Jofre estuvo 12 días en Huelga de hambre.

¿Con quienes hacer alianza para conquistar los derechos de la diversidad sexual?
Definitivamente se puede dar cuenta de la desesperada jugada de un gran sector de la derecha por mostrar una imagen “progresiva” ante el país, haciéndose parte de estas campañas que no son más que apoyos superficiales a la lucha que levantamos miles de gays, lesbianas y transexuales día a día. Sin embargo es la misma derecha la cual se opone rotundamente a aprobar el proyecto de identidad de género y que en su campaña promueve las ideas anti matrimonio homosexual entre otras cosas.
A pesar de esto el Movilh insiste en forzar alianzas con los partidos del régimen, los mismos que mantienen la Ley de identidad de género desde el año 2013 en el congreso sin darle la más mínima relevancia a la discusión de esta. Cabe mencionar además que las pocas veces que se ha discutido ha sido para coartar aún más el acceso de la comunidad trans a su derecho, excluyendo a niños y niñas trans y también aprobando la interferencia de terceros/as para negarles el derecho de la identidad.

Sin embargo, no es nada extraño que el dirigente del Movilh Rolando Jiménez busque alianzas con la derecha, voz de los grandes empresarios, teniendo en cuenta que comparten intereses. Es sabido que éste es socio de Miles Chile la trasnacional abortista más grande del mundo que lucra con los derechos reproductivos de las mujeres y cuenta con más de 600 clínicas en Estados Unidos. Entre el año 2014 y 2015 esta realizó 323.999 abortos, los que pueden llegar a costar hasta US$ 1.500, es decir, cerca de un millón de pesos chilenos.

Entonces ¿Podemos las diversidades sexuales depositar nuestra confianza en alguien que dice luchar con nuestros derechos pero lucra con los de las compañeras?
Es necesario hoy más que nunca que la diversidad sexual se organice por la conquista de sus derechos, siguiendo el ejemplo de compañeras trans y travestis que dedicaron su vida la visibilización de nuestras demandas, tales como Sylvia Rivera en Estados Unidos o Lohana Berkins en Argentina, conquistando en base a organización la Ley de Identidad de Género en el país vecino, la más avanzada en todo el mundo, aunque no exenta de límites.

Es importante destacar además que la manera de conquistar esta demanda no fue solo en base a organización de la comunidad trans, sino además desarrollando la unidad entre toda la diversidad sexual, las mujeres, los estudiantes y los trabajadores, los cuales instalaron en universidades y sindicatos la discusión acerca de la necesidad de luchar en conjunto con las y los oprimidos y explotados por la conquista de todos nuestros derechos.

Hagamos como en Argentina; ¡levantemos un gran movimiento de mujeres y diversidad sexual, que se proponga la unidad con la clase trabajadora y los sectores oprimidos y explotados, sin ni una confianza en quienes se enriquecen con nuestra miseria!






Temas relacionados

MOVILH   /   Ley de Identidad de Género   /   Género

Comentarios

DEJAR COMENTARIO