×
×
Red Internacional

Hay que frenarlos. Grandes empresarios de Jujuy redoblan su extorsión sobre el pueblo trabajador

A raíz de la visita del Presidente a Milagro Sala y el cruce del Gobernador a este hecho, las cámaras patronales pusieron el grito en el cielo. Con una solicitada ratificaron su defensa de una Justicia hecha a la medida de sus intereses, que legitima la persecución de todo opositor al gobierno y además resaltaron sus intereses económicos nada populares. Hay que frenarlos.

Lunes 4 de julio | Edición del día
Foto de archivo. Unión Industrial de Jujuy.

En un Comunicado/solicitada publicado en página entera en El Tribuno los grandes empresarios de Jujuy expresaron su “disconformidad” con la visita realizada por el Presidente de la Nación a Milagro Sala el pasado miércoles 29 de junio.

¿Quiénes son los firmantes del comunicado? Ahí aparecen los integrantes del Foro Económico de la Provincia de Jujuy, conformado por la Cámara de Comercio y Servicios, Cámara de la Construcción, Sociedad Rural, Unión de Empresarios, Asociación Foresto Industrial, Unión Industrial (Jujuy-Palpalá), Cámara de Comercio Exterior, Cámara Pyme, Cámara de Comercio de Palpalá, Cámara de Empresas Tics, Cámara de Hoteles y Afines, Concejo de Profesionales de Cs. Económicas, Cámara Inmobiliaria, Cámara Minera, Unión de Cañeros Independientes, Cámara de Expendedores de Combustibles.

Evaluando la estructura del poder económico de la provincia, todos estos sellos, conducen al grupo Ledesma que este año preside la Unión Industrial de Jujuy y es parte de otras grandes asociaciones empresarias como la AEA.

Los empresarios consideran que “las declaraciones públicas formuladas –por Alberto Fernández- con motivo de la visita –a Sala- constituyeron un acto político del gobierno nacional que desconoció decisiones del poder judicial jujeño –adoptadas en el marco de la legislación aplicable-, y que pasa por alto la autonomía de nuestras autoridades provinciales.”

Esta respuesta de las patronales es por las afirmaciones del Presidente respecto a que la Justicia provincial revea sus fallos respecto a la prisión de la dirigente social que se encuentra detenida desde 2016.

Resulta que estas patronales recuerdan la autonomía del Poder Judicial respecto a las autoridades nacionales, pero nada dicen de cómo el gobierno, armó una corte con mayoría propia (ampliando el número de jueces) en común acuerdo con el PJ en 2015 apenas asumido Gerardo Morales.

La Justicia junto con el ministerio público del a acusación y el juzgado contravencional, ha sido una herramienta fundamental en el armado de causas y detenciones contra todos los opositores. Sean dirigentes sociales, sindicales, la izquierda o sectores díscolos del PJ.

Sobre todo esto las patronales, no tienen más que ratificar el rumbo de un régimen policíaco, que les permite sembrar el miedo contra todo aquel que sale a cuestionar los salarios de miseria, la superexplotación en el campo, en la industria, el comercio, los hoteles, restaurantes o la construcción.

Sus demandas impopulares y cómo frenarlos

Y como en otros puntos del país, los empresarios no perdieron oportunidad de reiterar sus intereses. En el comunicado hablan de la “crisis energética ante la falta de combustible y gas”, recordemos que ya lograron un aumento del precio del gas oil del 22% semanas atrás; “limitaciones al mercado de cambios para la venta de productos al exterior” o “cepo a la agroindustria que afecta a las Pymes y el flagelo de una altísima inflación”, aquí de manera un tanto confusa exigen dólares, cuando hay sobradas muestras de cómo utilizan las importaciones para fugar dólares con sobreprecios.

A esto hay que sumar el paro de los empresarios de colectivos el miércoles pasado durante la noche en disconformidad con el aumento de subsidios nacionales. Quieren más.

Con el brazo persecutorio de la Justicia avalado por Morales y el PJ de Rivarola los dueños de Jujuy han sostenido el trabajo en negro en el 52% de los asalariados del sector privado, salarios privados un 20% inferiores al promedio nacional, el crecimiento de la pobreza en un 45% (2016-2021) y una situación social crítica con 120 mil trabajadores que sobreviven de la “economía popular”, representan el 40% de la población en edad de trabajar.

La mejor respuesta a tanta prepotencia patronal es la unidad de la clase trabajadora, ocupada y desocupada, ganando las calles. Y para ello, la pelea esta en los gremios y sindicatos, exigiendo asambleas y un plan de lucha unitario que abra paso a un paro provincial y nacional con exigencias a la CGT y la CTA para que rompan la tregua con los gobiernos.

Desde la izquierda apuestan por expresar esta perspectiva de lucha en las calles el próximo 9 de julio donde convocan a movilizar en la provincia (17:30 hs en Plaza Belgrano) y en todo el país contra el ajuste de los gobiernos bajo las órdenes del FMI.

“Apostamos que se escuchen con fuerza en las calles los reclamos del pueblo trabajador y la juventud, por un salario ajustable según inflación mes a mes y que nadie cobre menos que la canasta familiar, de igual forma el ajuste de la ayuda social, un plan de obras públicas que genere trabajo genuino en base al no pago de la deuda, entre otras medidas.”




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias