Política Chile

TRIBUNA ABIERTA

Gabriel Boric, ni tan de izquierda ni tan demócrata

El comentario obligado hoy en el Frente Amplio (FA) es la columna publicada por Gabriel Boric en “El Mercurio”, en donde esboza su propuesta para el empresariado. Propuesta con la cual da inicio a su carrera presidencial. Sí, el candidato de Convergencia Social inicia su carrera presidencial en “El Mercurio” con una propuesta para los empresarios.

Lunes 22 de marzo | 09:13

Foto: Agencia Uno

La propuesta en cuestión consiste en que los y las trabajadores deberán contar con una participación en el directorio de las empresas equivalente a la que tienen los accionistas. Además, he aquí la novedad, esta participación debería ser con "paridad de género". En este sentido, la propuesta de Gabriel Boric es extremadamente útil para entender con claridad lo que hoy es el Frente Amplio: una coalición socialdemócrata y feminista. De la participación de los trabajadores en la propiedad de las empresas (marxismo), se pasa a la participación en el directorio con igualdad de género (socialdemocracia). La propuesta de Boric muestra su compromiso ideologico, pues no es un misterio que para la izquierda el problema fue, es y será la propiedad de los medios de producción y no el "cueto paritario".

Esto último fue así incluso para cierta socialdemocracia, la cual vía impuestos buscó redistribuir el capital. De esto último también hay en el FA, tal como lo muestra su propuesta de “impuesto a los ricos”. No podemos responsabilizar solo al FA de la descafeinización de la izquierda chilena. En esto, solo son continuadores de los procesos de “renovación” y renuncia al marxismo posteriores a la aplastante revolución neoliberal de Pinochet. Esta fue clara, respecto a que toda propuesta de izquierda realista no le mete mano a la propiedad, dogma fundamental de la nueva teología política post dictadura.

¿Cuán largo rieron los empresarios, los verdaderos lectores de El Mercurio, al leer la columna de Boric? ¿Cuán felices están, después de constatar que la alternativa "antineoliberal" del Frente Amplio consiste es repetir experiencias de la socialdemocracia europea de posguerra, esta vez, con un toque feminista? El problema del Frente Amplio es que nunca se definió como lo que es, sino como lo que no es. Se definieron como un frente "antineoliberal". Pero bueno, el "catolicismo conservador" también es antineoliberal, tal como lo es el humanismo cristiano comunitarista de la DC (en el papel) o el Anarquismo. Sin embargo, el FA no se define bajo ninguno de estas líneas de pensamiento. Tampoco se define como marxista, pues internamente la línea feminista se entiende a sí misma como una superación del marxismo. El centro de la lucha es contra el patriarcado y no contra el capital, pues la dominación capitalista no sería sino una derivación de la dominación que los hombres ejercen contra las mujeres. Entonces, qué define al Frente Amplio. Nadie lo sabe.

Si el origen de la dominación es la estructura del capital o la patriarcal, si la lucha es de género o es de clases, si el problema es la propiedad de la empresa o la composición paritaria de su directorio, son preguntas a las que el FA solo podrá responder, esta vez sí, desde el clásico criterio cuantitativo de la correlación de fuerzas. Pues, esperar una definición teórica de una agrupación política que tiene su origen en la indefinición, implicaría atentar contra los hechos.

Finalmente, volvamos a Gabriel Boric, demás está mencionar la compulsión del diputado “de la República” por parecer inteligente apareciendo en "El Mercurio". Para entender un poco más la sorpresa que generó la propuesta de Boric en la interna de Convergencia Social, pues la propuesta no surge de las bases, hay que recordar que la candidatura de Boric tampoco surge de las bases. El diputado por Magallanes fue designado candidato presidencial por el Comité Central de su partido, pues se descartó desde un inicio que la decisión fuese tomada por votación de las bases vía online, tal como en su momento se eligió a la Presidenta del partido.

Al fin y al cabo, ni tan de izquierda, ni tan demócrata.






Temas relacionados

Gabriel Boric   /   Política Chile   /   Izquierda

Comentarios

DEJAR COMENTARIO