×
×
Red Internacional

 Avaricia empresarial: 143 trabajadores detenidos por trabajar en cuarentena total a pesar de restricciones

El día sábado 27 de marzo Carabineros, junto al Ejército, las autoridades de salud y la Municipalidad concurrieron a fiscalizar distintas faenas de construcción en la ciudad de Rancagua

Domingo 28 de marzo de 2021 | 02:05

Un saldo de 143 trabajadores detenidos en la 1era Comisaría de la ciudad durante horas, quedando citados a Fiscalía durante los próximos días, tras recurrir a trabajar, citados por empresarios, a pesar de las restricciones. Mientras que a las empresas sólo se les abrirá un sumario sanitario por violar las condiciones de cuarentena, siendo paralizado su funcionamiento y sin seguridad sobre el pago de estos días trabajados.

Los afectados son parte de dos instalaciones de la Constructora I7 en faena de construcción de departamentos y hormigones Polpaico. Durante la fiscalización se encontraron condiciones sanitarias deficientes para el funcionamiento del trabajo bajo los protocolos de pandemia.

La avaricia empresarial y los planes negligentes del gobierno de Piñera, someten a las familias trabajadoras a exponer sus vidas en medio de una pandemia que ha costado más de 22 mil muertes. Además de las sanciones monetarias que significan altas multas, perjudicando los ya miserables sueldos y la carestía de la vida, exacerbada por la crisis sanitaria.

A La Izquierda Diario han llegado también otros testimonios de trabajadores de la industria local, donde declaran lo siguiente:

"Trabajaba en un taller de soldadura donde nos dedicábamos a la elaboración de tolvas, las condiciones de trabajo eran nulas, no cuenta contaba agua potable ni los EPP (elementos de protección personal) correspondiente. La causa de nuestro despido fue cuando le dijimos el tema del contrato más el permiso (venia alargando el tema del contrato hace rato ya), solo mando el permiso no el contrato, hablando con él temprano antes de la hora de entrada, explicándole lo que significa ante la ley la situación se enojó y dijo que éramos callampa y nos echó al maestro y a mí por no querer arriesgarnos a una multa".

Nuevamente hacen caer la crisis, que los mismos empresarios han provocado sobre las espaldas del pueblo trabajador, manejando la vida de millones de asalariados como si fueran simples números, obligándonos a morir en el trabajo o por la falta de él. El escenario que se avecina es de despidos, abusos y represión contra la clase que mueve el mundo.

Tenemos que prepararnos para afrontar la avanzada capitalista, en base a la auto organización y la coordinación podremos defendernos de las miserias impuestas por las leyes de la sociedad capitalista. Como bien han demostrado los trabajadores del metro o AFP Cuprum. Y ahora la lucha que están dando alumnes, profesores y apoderades en el colegio Carlos Miranda de Rancagua.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias