Política Chile

MOVIMIENTO ESTUDIANTIL

Decidir o incidir: el Debate en la Universidad de Antofagasta

Durante la semana, se realizaron asambleas informativas donde se discutió la táctica que debe seguir el movimiento estudiantil para conquistar sus demandas. El viernes 15, las carreras votaron sus posturas sobre incidir o bajar la Reforma Educacional del Gobierno.

Akemi Matsubara

Estudiante de Derecho Universidad de Antofagasta

Lunes 18 de julio de 2016 | 17:46

Durante la última semana, el movimiento estudiantil debatió entre dos “tácticas” frente al ingreso del proyecto de ley de reforma educativa al Congreso. Por una parte, incidir en la reforma dentro del parlamento, como propone la IL-FEL (Frente de Estudiantes Libertarios) y las Juventudes Comunistas (JJCC); y, por otra parte, rechazar la reforma exigiendo que el proyecto se retire del parlamento para que se construya una reforma con los actores sociales, como trabajadores y profesores, tal cual proponemos desde la Agrupación Combativa y Revolucionaria (ACR).

En la UA (Universidad de Antofagasta) ambas posturas salieron a flote tanto en asambleas como en el pleno de federación, donde ganó la abstención, pero la votación marcó una clara tendencia al rechazo.

¿Qué implica incidir?

Incidir en el parlamento significa buscar la forma para que el actual proyecto de ley, que es a todas luces insuficiente, ya que olvida diez años de lucha del movimiento estudiantil, sea modificado voluntariamente por los parlamentarios que solo velan por sus intereses, como ya lo vimos durante la tramitación de la Ley de Carrera Profesional Docente; similar experiencia tuvimos con la Reforma Laboral, que en el pantano parlamentario se transformó en un complemento al Código del Trabajado de la Dictadura.

Para Nancy Lanzarini, vocera de la facultad de Educación, Vice-presidenta de la mesa interina de la FEUA y militante de la ACR, “incidir, hoy en el contexto en el que estamos, significa ir y hacer lobby parlamentario, significa tener que sentarnos a discutir con los parlamentarios, los mismos parlamentarios corruptos que se roban la plata, que ganan sueldos millonarios a costillas del pueblo trabajador. Significa bajar la movilización en las calles, nuevamente sentarnos en una mesa a discutir y confiar en ellos, cuando realmente en quienes tenemos que confiar es nosotros mismos y nuestra fuerza como estudiantes, junto a los trabajadores de base, movilizándonos y luchando en las calles para poder vencer con un real plan de lucha con un real objetivo que es retirar el proyecto de ley del congreso”, señaló Lanzarini.

¿Y qué quiere decir decidir?

Decidir implica comenzar un nuevo proceso de Reforma Universitaria desde las bases, es decir, crear una Reforma que acabe con la educación de mercado, que ponga la educación al servicio de la clase trabajadora y que esta educación sea gratuita, laica y no sexista, de calidad, y donde se establezcan Cogobiernos triestamentales, junto a los funcionarios, profesores y trabajadores.

Pablo Alfaro, presidente del Centro de Estudiantes de Medicina y Secretario General de FEUA interina, militante de la Agrupación Combativa y Revolucionaria, manifestó que “como ACR buscamos que el movimiento estudiantil decida respecto a la reforma educativa que queremos y es por eso que apostamos a construirla desde cada uno de los espacios en que estamos. Detrás de incidir se esconde el desvío, la desmovilización y la confianza en un parlamento que legisla para los empresarios y nunca nos dará nuestras demandas, a menos que se las arrebatemos en las calles, como movimiento estudiantil planteamos la tarea de construir nuestra propia reforma, que responda a todas nuestras demandas”, afirmó.

¿Qué es lo que necesita el movimiento estudiantil?

Hoy, frente a las direcciones que se plantean incidir en la Reforma (JJ.CC, FEL, Movimiento Autonomista, etc), confiando en el parlamento de corruptos, llevando a los estudiantes haciala estrategia de la derrota, es que el movimiento estudiantil necesita una Reforma Educacional que salga desde las bases, en donde la elaboren funcionarios, profesores y estudiantes, en unidad con las y los trabajadores.

Es necesario, que el movimiento estudiantil se plantee bajar la reforma, pues esta no representa las demandas que han peleado en las calles durante más de diez años. Así, los estudiantes deben salir a las calles a conquistar sus demandas, fortalecer las coordinadoras de estudiantes movilizados y levantar coordinadoras conformadas por estudiantes y trabajadores, pues ya se ha visto que la estrategia del lobby parlamentario no ha servido, siendo insuficiente frente a nuestras exigencias.






Temas relacionados

Política Chile   /   Universidad de Antofagasta   /   Movimiento estudiantil   /   Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO